Compartir en
11/10/18

Nuevo etiquetado de combustibles: todo lo que debes saber

¿Te ha tocado alguna vez repostar el coche de algún familiar o amigo y se te olvidó preguntarle qué tipo de carburante usa? Jugársela y usar uno distinto al que realmente necesita el vehículo puede suponer nefastas consecuencias. De hecho, según un estudio del RACE, cada año, en nuestro país, más de 72.700 conductores se equivocan al echar el combustible en su vehículo.

Pero esa cifra se va a reducir notablemente a partir de este 12 de octubre. ¿Por qué? Porque entra en vigor una normativa de la Unión Europea que establece un nuevo etiquetado para identificar los distintos tipos de combustible, aunque colocar esos distintivos solo será obligatorio para los vehículos recién salidos de fábrica.

Desde dicha fecha, todos los vehículos nuevos deberán incluir de forma obligatoria este etiquetado de combustible, así como las gasolineras, en cada uno de los 28 estados miembros de la Unión Europea, así como los países del EEE (Islandia, Liechtenstein y Noruega), incluyendo también a los estados de Macedonia, Serbia, Suiza y Turquía).

Así, cuando lleguemos a las estaciones de servicio para repostar tendremos a la vista un identificador, tanto en el surtidor como en el tapón de llenado de combustible del vehículo. Hay que comprobar que coinciden y no habrá problema.

Con el fin de despejar todas tus dudas, en Grupo Cariño, empresa líder en transporte de vehículos y mudanzas y, por ende, muy familiarizados con la carretera, te resumimos cómo se distinguen, dónde colocar las nuevas etiquetas de carburantes y qué ocurre con los vehículos que no son nuevos y con los híbridos.

Fuente del gráfico: ANFAC (Asociación Nacional de Fabricantes de Automóviles)

ETIQUETAS CIRCULARES, CUADRADAS Y EN FORMA DE ROMBO

El nuevo etiquetado de combustible se divide en tres tipos generales.  Para la gasolina, la etiqueta será circular; para el diésel, cuadrada; y en forma de rombo para los gaseosos.

A su vez, cada grupo se subdividirá en diferentes nomenclaturas según la clase específica, contando con hasta diez tipologías distintas:

Gasolina: E5, E10, E85

Diésel: B7, B10, XTL

Gaseosos: H2 (hidrógeno), LPG (Gas Licuado de Petróleo o Autogas), CNG (Gas Natural Comprimido), LNG (Gas Natural Licuado).

La información sobre los combustibles compatibles con el vehículo y sus correspondientes etiquetas se encuentra en el manual de usuario que se entrega a los propietarios con la documentación del vehículo.

El nuevo etiquetado se trata únicamente de un complemento adicional para que los conductores sepan qué tipo de combustible acepta su vehículo.

¿A QUÉ VEHÍCULOS AFECTA EL NUEVO ETIQUETADO?

La nueva normativa de etiquetado para identificar los distintos tipos de combustible afecta a turismos, ciclomotores, motocicletas, triciclos y cuadriciclos, vehículos comerciales ligeros y pesados, autobuses y autocares.

¿DÓNDE COLOCAR LAS ETIQUETAS?

Estas etiquetas hay que colocarán en las tapas de los tapones del depósito de combustible de todos los vehículos nuevos comercializados por primera vez o matriculados a partir del 12 de octubre. En el caso de automóviles, camiones, motocicletas y demás vehículos, la etiqueta se ubicará junto al tapón de llenado o en la tapa del depósito, así como en el manual de usuario.

Por su parte, las gasolineras deberán colocarlos junto a los surtidores y en sus pistolas de llenado.

Y, ¡ojo!: los concesionarios también deberán mostrarlo junto al modelo expuesto.

¿Y QUÉ OCURRE CON LOS ANTIGUOS ETIQUETADOS?

A partir de ahora, tendremos que conocer el significado de las nuevas etiquetas a la hora de repostar, pero, tranquilidad en las masas, que los indicativos tradicionales no desaparecen por el momento. Las denominaciones tradicionales continuarán estando presentes en las gasolineras. Los nuevos símbolos aparecerán junto a los clásicos indicativos de Gasolina 95, Gasolina 98 o Diésel.

De cualquier modo, y según informa la Dirección General de Tráfico, en todas las estaciones de servicio se expondrán unas tablas de equivalencia entre la denominación actual y las nuevas etiquetas para evitar dudas o errores.

¿Y SI MI COCHE ES ANTIGUO O HÍBRIDO?

Como hemos mencionado, no es obligatorio  colocar ni poner a la vista las nuevas etiquetas, pero si quieres, puedes informarte en tu distribuidor local sobre qué tipo de combustible alternativo se adecua a las condiciones de tu coche.

¿Y si tu coche es híbrido?  Si es así, no tendrás una etiqueta exclusiva, sino que deberás poner la etiqueta correspondiente al tipo de combustible que utilice el motor. La Unión Europea está trabajando en una norma que establezca las características de la etiqueta aplicable a los vehículos eléctricos y sus puntos de recarga.

Esperamos haber resuelto en esta nueva entrada del blog de Grupo Cariño todas tus dudas sobre las nuevas etiquetas de combustibles, para que puedas repostar sin miedo a equivocarte ¡y siempre con cariño!  🙂

Abrir chat