Compartir en
12/08/21

Kit básico: mudanza en verano

En verano los días son más largos y tenemos más tiempo para aprovechar…. ¡Eso hace que mucha gente se anime a realizar sus mudanzas en esta época! En estos meses es más cómodo estar en la calle y organizar una casa – sin depender del mal tiempo o el frío. Desde Grupo Carriño queremos que estéis preparados para realizar correctamente y de forma cómoda y segura vuestras mudanzas sea cuando sea y por eso hemos preparado este kit necesario para afrontar una mudanza durante la temporada estival.

Reloj: ¿Un reloj? Pues sí, lo primero que te recomendamos a la hora de realizar tu mudanza en verano es que no pierdas de vista el reloj. Será imprescindible para mirar y valorar las mejores horas para realizar la mudanza. Intenta evitar cargas pesadas o mucho esfuerzo durante las horas más fuertes y calurosas del día, que puedes aprovechar para organizar o estructurar los traslados. Define los mejores horarios para empacar y trasladar y tu mudanza en verano será mucho más cómoda.

Ropa cómoda y fresca: En esta ocasión no solo es necesario que realicemos la mudanza con ropa cómoda, sino que lo mejor será que también sea fresca para que afecte menos el calor al cuerpo. Recurre a tejidos naturales como el algodón o a prendas técnicas como las que se utilizan para hacer deporte para conseguir que la ropa te ayude en tu labor de esquivar al alor pero seguir realizando el traslado.

Botella de agua: Una botella de agua fresca (o varias a lo largo del día) es imprescindible en tu mudanza veraniega. Permanecer hidratados es fundamental no solo para rendir correctamente sino también para mantenernos sanos y activos. El esfuerzo físico que hacemos en verano es aún más intenso en la sudoración y eso hace que perdamos grandes cantidades de agua corporal sin darnos cuenta. Pongámosle remedio acordándonos de beber cada poco tiempo.

Crema protectora: Si vas a permanecer bastante tiempo en el exterior es fundamental que tu kit de mudanzas en verano contenga una buena crema protectora solar. Mientras estamos ocupamos cargando o descargando no nos damos cuenta de que el sol sigue haciendo estragos en nuestra piel y debemos protegerla. recuerda aplicarla todas las veces que requiera el tiempo que pases al aire libre y con el sol impactando en tu piel.

Carrito y guantes: Puede ser un carrito profesional o algo más casero como el de la compra (utilizando por ejemplo únicamente su estructura) pero para realizar tu mudanza en verano te recomendamos que utilices algo que te ayude a evitar cargar algún peso. Habrá elementos que haya que cargar manualmente sí o sí pero los que podamos trasladar con ayuda como la que nos brinda el carrito nos vendrán de lujo para no sobrecargarse de trabajo. En cuanto a los guantes, protegerán las manos y te ayudará a que las cosas que traslades no se deslicen o se resbalen de las manos que con el calor puedan tener algo de sudor.

Abrir chat