Compartir en
08/07/15

Consejos para hacer una mudanza los días de mucho calor

El calor es lo más habitual que te vas a encontrar en verano y, hacer una mudanza un día de mucho calor, puede jugarte malas pasadas. Por eso queremos darte algunos tips para ayudarte a hacer la mudanza mucho mejor.

Consejos para mudanzas en días calurosos

Si tienes que hacer una mudanza en los días de más calor, ten en cuenta lo siguiente:

  • Procura comenzar la mudanza a primera hora de la mañana. Eso significa madrugar, cuanto más mejor, de tal forma que puedas estar más fresco y que la temperatura no sea tan alta. También puedes aprovechar las horas de la tarde, a partir de las 19-20 horas que es cuando ya el sol no da mucho y, como el día dura más, podrás hacer la mudanza sin problemas hasta las 22-23 horas.

  • Empieza con las cosas más pesadas y las más frágiles. ¿Por qué? Porque, conforme la temperatura sea más elevada, vas a sentirte más cansado y no sólo eso, te volverás más irascible y puedes tener torpezas que van a romper cosas. Por eso es mejor quitarse de encima aquello que nos puede dar más problemas.

  • Hidrátate. Beber agua fresca cuando estás con una mudanza es importante porque te ayudará a mantener el agua que necesita tu cuerpo sin que te dé un golpe de calor, y también te permitirá estar más despierto.

  • Intenta evitar las horas de mayor incidencia del calor. Esto es, desde las 12 hasta las 17 horas. Son momentos en que no deberías realizar ningún esfuerzo físico al aire libre porque puedes generar un golpe de calor, una insolación, etc. Por eso es mejor parar en esas horas y encontrar zonas de sombra, de frescor, etc.

Las mudanzas en verano son, de por sí, agobiantes. Pero si le sumamos que se haga un día de ola de calor, pueden resultar peligrosas si no se tienen en cuenta algunos aspectos importantes de la misma.

Abrir chat