Compartir en
27/06/19

7 consejos para ahorrar gasolina este verano

Arranca la operación salida de verano y miles de personas cogerán el coche este fin de semana para tomar rumbo a su destino de vacaciones. Si es tu caso, además de saber cómo organizar el maletero para un viaje, hoy te vamos a desvelar 7 consejos para ahorrar gasolina este verano.

Los viajes largos obligan a llenar el depósito, así que no está de más explicarte, si aún no los conoces, algunos trucos que te ayudarán a ahorrar gasolina de forma significativa. ¡Toma nota!

  1. Elige gasolinera

Si no tienes fichada cuál es la gasolinera más barata que hay cerca de tu casa, existen numerosas webs y aplicaciones que de forma diaria te muestran el precio por litro del combustible.

De hecho, hay días y franjas horarias más baratas para llenar el depósito del coche. Por lo general, suele ser al inicio de la semana, así que puede resultar interesante adelantar el repostaje aunque te vayas de vacaciones unos días más tarde.

Échale un vistazo y valora si a la distancia a la que se encuentran hace que merezca la pena el desplazamiento hasta allí para repostar. ¡A veces es peor el remedio que la enfermedad!

  1. Haz un repostaje eficiente

Para ahorrar gasolina en verano y en cualquier otra época del año, el repostaje juega un papel importante. Te recomendamos llenar el depósito por la mañana temprano, cuando la temperatura ambiente es más baja y el carburante tiene una menor densidad. La gasolina, que se sitúa en depósitos bajo tierra, tiende a expandirse con el calor, por lo que si llenamos el depósito más tarde, el litro de combustible quizá no llegue a serlo realmente.

Las prisas no son buenas a la hora de repostar. No aprietes la manilla del surtidor al máximo. Si el combustible fluye con lentitud, crearemos menos vapor y nuestro llenado será más eficaz.

No es conveniente apurar al máximo el combustible de nuestro vehículo. Llenarlo antes de que baje de la mitad reducirá la cantidad de aire que contiene, factor que favorece enormemente a la evaporación del carburante.

  1. Revisa la presión de los neumáticos

Tanto por tu seguridad como para ahorrar combustible, es importante que antes de cualquier desplazamiento largo y en cambios de estaciones revises la presión de tus neumáticos. Si no tienen la presión correcta aumenta su rozamiento con el asfalto y, por tanto, el motor necesita un esfuerzo mayor para vencer esa resistencia.

  1. No cargues demasiado el vehículo

Cuando nos vamos de vacaciones una temporada, a veces intentamos meter en el maletero media casa. Quizás seas una persona experta en colocar en el maletero tus enseres de tal forma que quepa más de lo que alguien pudiese imaginar. Sin embargo, viajar con exceso de equipaje, además de ser peligroso para la conducción, también supone un incremento del consumo de gasolina. Pongamos en práctica el desapego y echa al maletero solo aquello que creas cien por cien indispensable.

  1. Conducción eficiente

 Con una conducción eficiente ahorrarás combustible. Controlar las revoluciones es la clave ya que la cantidad de gasolina que llega al motor dependerá de la potencia que esperemos del coche en un determinado momento.

Usa el cambio de marcha de forma correcta. Usa la más alta mientras puedas porque así el motor trabajará menos.

Por cierto, desmontamos un mito: poner el coche en punto muerto NO implica ahorro de gasolina. Mejor usar una marcha larga.

Procura no llevar las ventanillas del coche bajadas pues el aire en el habitáculo hace de freno.

Cuanto más variaciones de velocidad hagamos, más gasto se producirá, así que busca los carriles más despejados para evitar acelerones y frenazos y mantén una velocidad uniforme durante el trayecto.

  1. Usa de forma adecuada el aire acondicionado

 El aire acondicionado del vehículo consume gasolina. Esto no quiere decir que lo apagues y viajes sudando como un pollo porque la comodidad del conductor y de los pasajeros también es importante para un viaje seguro. Pero sí que puedes evitar poner el sistema a la máxima potencia y que lo apagues en cuanto puedas circular con las ventanillas bajadas.

  1. Aparca en la sombra

Llegados a esta recomendación para ahorrar gasolina este verano, quizá te preguntes qué tiene que ver el tocino con la velocidad. Si el coche está aparcado y apagado el motor, ¿por qué va a consumir gasolina? La clave está en el después.

Cuando vuelvas a coger el coche, además del insoportable calor que hará en el habitáculo, si no queréis arder en llamas en el interior, te tocará poner a tope el climatizador para alcanzar rápido la temperatura óptima, con su consecuente incremento de consumo. Sin olvidar que el sol no es amigo de la pintura de tu coche.

Pon en práctica estos consejos para ahorrar gasolina este verano e invierte esos euros en el disfrute durante tus vacaciones.

Y recuerda que si de verdad quieres ahorrar en tus vacaciones, lo ideal es tener tu vehículo a punto antes de cada desplazamiento para evitar averías cuya reparación puede suponer un desembolso importante. Pide cita en nuestro en el taller del Grupo Cariño y disfruta de tu merecido descanso sin contratiempos. ¡Te esperamos!

Abrir chat